Queso feta vegano

Valora esta receta
0 / 5
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Share on pocket
queso vegano casero tipo feta

El queso feta vegano está delicioso y es muy versátil. Puedes untarlo o comerlo en taquitos en una ensalada griega, por ejemplo.

Puedes aplastarlos sobre una tostada con un poco de aguacate por encima y unas gotas de limón. De la manera que decidas comerlo, este queso feta es espectacular. Tiene un sabor delicioso y su textura es delicada y muy sabrosa. Además, lo hemos marinado en aceite de oliva virgen extra al que le hemos añadido hierbas frescas, ajo y granos de pimienta. 

Hemos sumergido los taquitos de queso en aceite y lo hemos dejado reposar unas horas. El resultado ha sido sorprendente. Nos ha encantado a todos en casa. ¡Hasta el gato quería hincar el diente! La elaboración de este queso es muy sencilla y os lo explicamos paso a paso para que no os perdáis nada. Ya veréis que fácil y que buen resultado da.

Ya tenemos una receta de queso feta vegano en el blog. Es una receta que también está deliciosa. Está elaborada con tofu como ingrediente principal, que es lo que le da la consistencia al queso. Esta vez hemos sustituido el tofu por crema de coco y semillas de calabaza y nos ha quedado un queso con una textura más suave, pero igualmente riquísimo. ¡No sabría con cual quedarme!

Si has hecho la receta, no olvides puntuarnos y dejarnos un comentario más abajo. Es importante para nosotras y estaremos encantadas de escucharte. 

¡VAMOS CON LOS INGREDIENTES!

Print Friendly, PDF & Email

Queso feta vegano

Preparación

10 min

Tiempo de cocción

5 min

Porciones

4 - 6 personas

Ingredientes

Para la base del queso
Para el espesante
Para el marinado

Método

1 verde olivia

Pon en remojo las semillas de calabaza en agua hirviendo durante 15-20 minutos.

2 verde olivia

Retira la lata de leche de coco de la nevera, ábrela y extrae la crema cuidadosamente con una cuchara. La crema está arriba, y debajo quedará el agua que puedes guardar en el frigorífico y utilizar para otra receta.

3 verde olivia

Añade todos los ingredientes de la base a un procesador o batidora y procesa hasta que se forme una crema suave.

4 verde olivia

Calienta un cazo al fuego con 100 ml. de agua y el agar-agar. Mezcla con unas varillas hasta que llegue a ebullición. Retira del fuego.

5 verde olivia

Transfiere el agua mezclada con el agar-agar al procesador con la crema y mezcla bien hasta que todos los ingredientes estén bien integrados.

6 verde olivia

Introduce la mezcla en un contenedor rectangular no muy grande. Deja que temple y enfría al menos 2 horas debidamente tapado.

7 verde olivia

Calienta una olla pequeña en el fuego con el aceite, la pimienta, las hierbas, la sal y los ajos. No debe hervir, simplemente calentarse para que las hierbas y el ajo desprendan todo el sabor. Apaga el fuego y deja enfriar 1 hora.

8 verde olivia

Desmolda el queso, córtalo en dados e introdúcelos dentro de un frasco. Añade el aceite hasta que cubra el queso.

¡Listo!

Puedes comerlo al instante o dejarlo reposar 1 día o 2 para que el queso se marine. 

Este queso es ideal para comer en ensalada o escachado sobre una tostada, con aguacate y un chorrito de limón. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Print Friendly, PDF & Email
Ir arriba